Banner Tuvivienda
Lunes 30 de marzo 2020   |   Contáctenos
REVISTA

Pena de muerte

Solución a la delincuencia
¿Se imagina que en un minuto la vida de su pequeña hija se desfigure a tal punto que nunca más podrá verla caminar, correr o jugar? Esto le ha sucedido a los familiares de la pequeña Romina Cornejo, quien quedó cuadripléjica tras un asalto y hoy lucha por su vida en el Instituto Nacional de Salud del Niño.
(0)
Pena de muerte

La pequeña de solo tres años nada tenía que ver con el brutal asalto que cometieron seis hampones, entre ellos José Luis Astuhuamán, autor del disparo que dañó tan irremediablemente a Romina. El móvil fue robar el dinero que los abuelos de la niña habían retirado de un banco y que intentaban llevar a salvo en un taxi atravesando la vía expresa.

Nadie esperaba tan fatal desenlace. Hacía solo unos minutos Romina reía y jugaba con sus abuelos y ahora está postrada y con asistencia artificial. La inseguridad ciudadana y la maldad humana una vez más pasan factura a una inocente.

Este trágico evento ha traído como colación una vez más el controvertido tema de la pena capital para quienes causen daños irreparables, motivo de robos y demás actos delictivos. Una de las abanderadas de este tema es la congresista Keiko Fujimori, quien ha sabido aprovechar muy bien la coyuntura para hablar sobre el particular.

Según la parlamentaria fujimorista, su bancada impulsará la aplicación de la pena de muerte para casos tan graves e irreparables como el de Romina, porque es un buen momento para pensar en esta alternativa de manera seria y contundente.

Inclusive los abuelos de la pequeña, Luis Cornejo y María Rosario Vega, pidieron a las autoridades que se aplique la pena de muerte a los responsables de tan vil acto que ha convertido sus días en desgracia. 

EFECTIVIDAD

Pero, ¿qué tan efectiva será la pena de muerte para combatir la delincuencia? La pena capital se aplica aún en aproximadamente 43 países, de los cuales 36 son dictaduras o regímenes autoritarios, y en ellos tuvo lugar el 98.6 por ciento de las ejecuciones en el año 2009.

Uno de los países que más se destaca es China. Este inmenso territorio tiene en su haber cerca del 89% de todas las ejecuciones realizadas en el planeta.

China está seguida por Irán y Estados Unidos, únicos países que han sentenciado a la pena de muerte a personas que cometieron delitos cuando aún eran menores de 18 años, algo bastante radical.

Algunos defensores de los derechos humanos consideran que la pena capital es la mayor de las aberraciones y contradice todo principio ético, moral y religioso. Sin embargo, existe también la facción radical que sostiene que la única forma de combatir la delincuencia es con castigos drásticos que generen gran temor en quienes piensen cometer alguna fechoría.

Existe en Italia una conocida ONG que se hace llamar “Que nadie toque a Caín” y que lucha por la abolición de la pena de muerte en el mundo. Su último informe, que recopila todo lo sucedido en el año 2009, revela que en China el ajusticiamiento se ha vuelto algo tan popular que durante las fiestas nacionales el número de muertos por pena capital se incrementa considerablemente.

Según estadísticas, solo en el 2009 al menos 607 ejecuciones se aplicaron en países de mayoría musulmana, muchas de ellas ordenadas por tribunales islámicos en una aplicación de la sharia. Sin embargo, la tendencia de la aplicación de esta pena ha ido a la baja y ya son 154 los países que la han abolido.

RESPONSABLES CONFESOS

Las cifras de la aplicación de la pena capital pueden ser altas o bajas, sin embargo, lo realmente importante sería establecer si constituye o no una herramienta de disuasión para evitar los actos delictivos.

José Luis Astuhuamán ha confesado ser quien disparó contra la pequeña Romina Cornejo. Ha dicho que está arrepentido y que estaba drogado al momento del asalto. Hasta el momento ha colaborado con la Policía, a quien le ha dado detalles que podrían llevar a la captura de los demás implicados.

El delincuente le ha pedido perdón a la familia, dice que tiene hijos y que no desea que le pasen lo mismo. Lágrimas de cocodrilo, dirían muchos... Y a pesar de todas las disculpas, Romina aún no se levanta, no camina, no sonríe y posiblemente nunca vuelva a hacerlo.

¿Pena de muerte? No sé que tan oportuno sea el debate de la propuesta. La cercanía consciente de la muerte puede ser aterradora, pero el pasar el resto de los días tras las rejas, sin ver la calle, sin celebrar con la familia las fechas especiales, sin disfrutar de una comida con los amigos, sin abrazar o tener el cariño de alguien especial en cualquier momento, puede convertirse en una muerte lenta y dolorosa.

Finalmente lo que importa es que los malos actos sean combatidos con un castigo ejemplar que no de margen a las reincidencias, algo que en nuestro sistema legal aún está muy lejos de pasar.

Por lo pronto, el ministro de Justicia, Víctor García Toma, dejó claro que no es viable aplicar la pena de muerte en el Perú, debido a que tanto la Constitución peruana como la Convención Interamericana de Derechos Humanos no lo permiten.

Claro que siempre está abierta la posibilidad de modificar la Carta Magna y replantear la posición peruana en torno a la Convención Interamericana...

Participa:
COMENTARIOS
0 comentarios      
2013 Grupo Generaccion . Todos los derechos reservados    |  
Desarrollo Web: filesluis_63@hotmail.com    |