Banner Tuvivienda
Lunes 25 de enero 2021   |   Contáctenos
REVISTA

PIÑERA SORPRENDE A CHILE

Candidato favorito para ganar las elecciones presidenciales
Exitoso empresario chileno posee una fortuna que supera los US$1,300 millones. Es uno de los dueños de la aerolínea LAN, que tiene su sucursal en Perú.
(0)
PIÑERA SORPRENDE A CHILE

Su madre lo solía llamar “mi chatito de oro”, quizá porque veía en él un futuro promisorio destinado a cambiar no solo a su familia, sino un país entero. Me refiero a Miguel Juan Sebastián Piñera Echenique, el candidato que podría devolver el poder a la derecha en Chile, tras un alejamiento de más de 40 años.

Tiene 60 años recién cumplidos y está casado con Cecilia Morel. Padre de cuatro hijos y abuelo de un nieto. “Sebas”, como le dicen de cariño, es un ferviente católico y un perfeccionista a ultranza que detesta la mediocridad.

De joven fue el mejor alumno de la facultad de economía en la Universidad Católica y en el doctorado que cursó en la prestigiosa Universidad de Harvard. Y vaya que lo aprovechó.

Se calcula que su fortuna supera los US$1,300 millones lo que lo convierte en el candidato más rico que haya postulado a la presidencia chilena en toda su historia.

Fue ocho años senador en la década de los noventa y precandidato presidencial en 1992 y 1999, pero desistió porque no era su “tiempo”.

HISTÓRICA SEPARACIÓN

Su partido, Renovación Nacional (RN), formó parte con la Unión Democrática Independiente (UDI) de la derechista Alianza por Chile –hoy Coalición por Cambio–, que nació en los noventa como contrapeso de la Concertación, la coalición centro-izquierdista que gobierna desde hace 20 años.

En el 2005, se esperaba que Piñera apoyara a Joaquín Lavín, de la UDI, en las elecciones presidenciales. Sin embargo, su instinto empresarial le hizo olfatear una derrota y no invirtió en ese negocio. Prefirió lazarse él mismo y capitalizar toda esa gran masa de centro-derecha que el desgastado ex alcalde de Santiago no pudo conquistar nunca.

Aunque perdió las elecciones de ese año frente a Michelle Bachelet, Piñera emergió como un líder político nato, confiable, capaz de dar al país ese nuevo rumbo que espera la población. O por lo menos eso indican las encuestas, en donde lleva la delantera frente al ex presidente Eduardo Frei.

LA TIENE DIFÍCIL

Pero llegar a La Moneda no será fácil para “Sebas” porque su candidatura enfrenta grandes dificultades. Su falta de experiencia en cargos públicos es una de ellas. Sus opositores destacan que nunca ha sido alcalde o ministro y que el sector público es muy diferente que manejarse en una de sus empresas.

Pero, Piñera no se hace problemas y dice que su “amor por Chile” y su capacidad administrativa que le ha dado el sector privado, garantiza que hará bien el trabajo.

Otro, es que su figura provoca el rechazo de los sectores más conservadores de la derecha chilena, que en el pasado apoyaron a Augusto Pinochet. Es conocido que Piñera hizo campaña por el “o” a la continuidad del ex dictador en el plebiscito de 1988 y en los últimos años criticó la brutalidad del régimen de facto.

Los pinochetistas lo consideran un “traidor progresista” que mordió la mano del que no solo le dio de comer, sino que lo hizo millonario. “Es un convenido que solo vela por sus intereses”, sostienen algunos, olvidando las debilidades del “Generalísimo”, quien murió sin enfrentar a la justicia.

Para evitar que el sector pinochetista –muy fuerte estos días– le ponga trabas en su campaña, Piñera anunció recientemente que promovería una ley de amnistía para aquellos militares implicados en abusos de derechos humanos.

Las organizaciones de derechos humanos, por supuesto, alzaron su voz de protesta y denunciaron que pese a su muerte, el poder de Pinochet sigue presente en las vida social, política y militar de Chile.

CONFLICTO DE INTERESES

Aquí tocamos su flanco más débil: Su fortuna  personal y las ramificaciones de su poder económico lo pondrían en un conflicto de intereses si llega a la presidencia.

Piñera es dueño de de un canal de televisión (Chilevisión), tiene el 27% de las acciones de la aerolínea LAN (valorizada en US$ 2,500 millones), el 5% de la mayor distribuidora eléctrica del país, Chilectra, y controla las firmas navieras Vapores y Antar-Chile.

Además, tiene una importante participación en los centros comerciales Parque Arauco, financieros e industriales Quiñeco, la editorial Los Andes, e inversiones en toda Latinoamérica y el Caribe. Uno de sus gustos fue comprarse una reserva natural de 120 mil hectáreas en el sur del país.

Sectores del gobierno han aprovechado esta situación y la misma presidenta Michelle Bachelet cuestionó al candidato de RN cómo haría para negociar un tratado de cielos abiertos con otros países si es uno de los propietarios de LAN, que controla la aviación comercial, por ejemplo, en Perú.

NUEVO BERLUSCONI

En la prensa chilena ya se compara a Piñera con el primer ministro italiano Silvio Berlusconi, el magnate que ha hecho de su puesto otro de sus grandes negocios. ¿Le seguirá sus pasos?

Para evitar cualquier odiosa comparación, Piñera ya renunció a algunos directorios y manifestó que venderá sus acciones en LAN. Además, prometió que si llegaba al poder legislaría como en Estados Unidos la figura del fideicomiso –administración de los bienes de un alto cargo nacional, mientras dure su mandato, por un equipo o persona desconocida por él–.

A pocos días de las elecciones, el optimismo aumenta en las filas de RN que desea contagiar ese ánimo a sus electores. Pero nada está dicho ni escrito. Todavía falta saber si “Sebas” con su excelencia académica, sus antecedentes democráticos y su éxito empresarial es el indicado para hacer que la derecha vuelva a La Moneda.

El 13 de diciembre veremos si el “chatito de oro” se vuelve grande.

Participa:
COMENTARIOS
0 comentarios      
2013 Grupo Generaccion . Todos los derechos reservados    |  
Desarrollo Web: filesluis_63@hotmail.com    |