Banner Tuvivienda
Miércoles 21 de octubre 2020   |   Contáctenos
REVISTA

PERSPECTIVAS DEL 2009

Los retos del nuevo año: Crecimiento e inversión
La mentada crisis financiera internacional marcará todas las decisiones que en materia económica se tomen desde el Gobierno o desde las empresas. Con menos exportaciones, inversiones… Veamos...
(0)
PERSPECTIVAS DEL 2009
Aún cuando el año que se va se despedirá con logros importantes en materia económica, el 2009 nos mantendrá en vilo a raíz de las consecuencias negativas que la mentada crisis financiera internacional puede ocasionar en una de las economías más sólidas de la región, la peruana.
 
No en vano, el 2009 ha sido bautizado como el Año de la unión nacional frente a la crisis externa, y es que a estas alturas resulta casi improbable pensar que el remesón que ha desestabilizado a más de una potencia mundial, pase desapercibido por tierras peruanas.
 
Ante ello, empresarios, autoridades y analistas económicos han coincidido al señalar que se aunque este nuevo año nos pondrá más de una prueba de fuego, el trabajo ‘en conjunto’ será la única forma que nos ayude a seguir creciendo, a menor escala es casi seguro, pero creciendo al fin y al cabo.
 
LAS PRIMERAS VÍCTIMAS
 
Y si en estos últimos años, fundamentalmente en el 2008, las exportaciones se convirtieron en el jugador número ‘10’ que ayudó a impulsar aquel crecimiento económico que nos colocó en el escalafón mundial, será precisamente dicho estandarte de nuestra economía el primer protagonista de una novela que pocos querrán ver.
 
¿La razón? La contracción de los países desarrollados a raíz de la crisis internacional ha comenzado a afectar a las exportaciones tradicionales, y a pesar que los exportadores confían en su capacidad competitiva y apuestan por diversificar productos y mercados, "las exportaciones peruanas cerrarían el 2009 en US$ 28,290 millones, lo que representaría una caída de –10.6% respecto al 2008, influenciado principalmente por los precios bajos de los minerales en el primer semestre del año".
 
Sin embargo, para el presidente de la Asociación de Exportadores (ADEX), José Luis Silva, dicho escenario permite anticipar que los precios de los minerales se estabilizarán en niveles que no afectarían a nuestras empresas mineras y que, por lo tanto, les permitiría mantener o incrementar sus volúmenes de producción. Además, las exportaciones no tradicionales crecerían cuando menos en 12.4% el próximo año, con lo que se atenuaría –en algo– el difícil año que nos tocará vivir.
 
Por ello, el titular de ADEX no ha reparado al afirmar que el 2009 será de una feroz lucha por defender o mejorar posiciones en los mercados internacionales. "Seremos testigos de las más agresivas estrategias de penetración y del levantamiento de nuevas barreras al comercio; y el Gobierno no puede dejar sola a la empresa privada en esta batalla en la que debe lidiar contra factores externos e internos adversos. Tiene que ser un vigilante eficaz del comportamiento de los costos de los combustibles, la electricidad, del crédito y de las operaciones administrativas", recomienda.
 
INVERSIÓN Y CRECIMIENTO
 
Aunque ya hay quienes se han adelantado a señalar que las inversiones programadas para este nuevo año serían ‘analizadas’, las vinculadas a la exploración y explotación de hidrocarburos ascenderían a US$ 1,271 millones en el 2009, según halagüeños cálculos de la estatal Perupetro.
 
De ese total, cuales US$ 943 millones se destinarán a explotación y US$ 328 millones a actividades de exploración. Con lo que es suponer, que las inversiones del 2008 serán superadas con creces, sobre todo porque a noviembre de dicho año –según información proporcionada por las propias empresas– las inversiones se ubicaron en US$ 1,099 millones.
 
Además, durante el 2009, nuestro país registrará el ingreso de una mayor cantidad de empresas de países del Asia para realizar nuevas inversiones. A pesar de la actual coyuntura de la crisis financiera internacional, sostuvo el director de Latin Business Chronicle, Joachim Bamrud.
 
Y si de crecimiento se trata, de acuerdo al último informe ‘Revelación de Expectativas en Latinoamérica (Revela)’, realizado por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), con una tasa de 6.4%, el Perú se proyecta como el país con mayor crecimiento en la región.
 
Según el documento publicado en diciembre último y basado en un sondeo entre los bancos centrales de la región, la tasa promedio de crecimiento en América Latina sería de 3.8%, muy por debajo de la peruana. En tanto que la inflación promedio –otro de los temas álgidos– se ubicaría en 8.28%, casi el doble del 4.2% que se proyecta para el Perú.
 
BUENAS PERSPECTIVAS
 
Así las cosas, los empresarios agrupados en la Cámara de Comercio de Lima (CCL) consideran que es poco probable que la crisis financiera internacional afecte severamente el crecimiento económico del Perú en el corto plazo, pero llamó la atención respecto a la inmediatez con que se debe implementar el plan anticrisis anunciado por el gobierno de turno.
 
“Pese a la crisis internacional el Perú tuvo un 2008 muy positivo en términos del comportamiento de la economía y, además, tiene posibilidades de mitigar el impacto de ella y continuar creciendo durante el 2009, aunque a un ritmo bastante menor”, ha señalado la CCL.
 
Para dicho gremio empresarial, todas las proyecciones para el presente año estarán en función a la severidad de la crisis y a la operatividad del plan anticrisis junto a la acción que realice el sector privado.
 
“El momento de actuar es ahora, sembrando las políticas que permitan al país incrementar de manera permanente la productividad. Durante el 2009, el Gobierno, el empresariado y los demás actores económicos no sólo deben trabajar por mantener el buen desempeño de la economía nacional en un contexto de crisis mundial, sino que deben apostar por un incremento de la productividad en el Perú”, sostiene.
 
 
Para ello, según el ex ministro de Economía, Fernando Zavala, además de asegurar la ejecución al 100% del plan anticrisis, el Gobierno debe  fijarse una meta de eficiencia en el gasto, con el respectivo apoyo del sector privado. Contrario a las proyecciones del BID, el economista estima que en el 2009, el Perú crecería a niveles de 5%.

Números más, números menos, queda claro que aunque el escenario no es de los peores para un país que –gracias a su continuo crecimiento– fue catalogado como ‘El Campeón de las Américas’ por la prestigiosa The Economist, autoridades y empresarios deberán trabajar de la mano para que el impacto negativo de una crisis financiera, que se ha convertido en un dolor de cabeza mundial, cause el menor de los estragos.

Participa:
COMENTARIOS
0 comentarios      
2013 Grupo Generaccion . Todos los derechos reservados    |  
Desarrollo Web: filesluis_63@hotmail.com    |