Banner Tuvivienda
Sábado 02 de julio 2022   |   Contáctenos
REVISTA

Bruce Reimer: un niño que vivió como niña

Cambio de género
Esta es una historia real que fácilmente podría ser adaptada para una película de drama y tragedia. En los años sesenta, una madre dio a luz a unos gemelos en Canadá. Nada depararía que uno de los saludables pequeños sería "convenientemente" convertido y criado como mujer luego de una negligencia médica.
(0)
Bruce Reimer: un niño que vivió como niña

Los gemelos Bruce y Brian Reimer eran dos niños perfectamente normales, sin embargo, presentaron un problema de fimosis y fueron llevados al médico para someterlos a un circuncisión. La tragedia empezó cuando debido a una negligencia médica el miembro reproductivo de Bruce quedó atrofiado.

El centro médico había utilizado una aguja cauterizadora en lugar de un bisturí y una falla en la corriente quemó por completo el pene del pequeño. En ese momento los padres de Bruce no sabían qué hacer y luego de pensar mucho en el futuro de su hijo decidieron aceptar la propuesta del doctor John Money, que en esa época ganaba fama por ser psicólogo especialista en cambios de género.

John Money sostenía que no es el factor biológico el que determina nuestro sexo, sino la forma en que somos criados y vio en el caso de Bruce, la oportunidad perfecta para probar su tesis y difundir a todos los vientos que la crianza podía invalidar a la biología.

SE DIO EL CAMBIO

Es así que a los 17 meses de edad, Bruce se convirtió en Brenda y poco después se concretó la castración. Money advirtió a los padres que para garantizar el éxito del programa nunca debían confesarle al pequeño que nació varón y para ello encubrieron su experimento como el caso John/Joan.

Brenda creció con evidentes señales contrarias a su identidad. Aunque la vestían con lindos vestidos y afeminados moñitos en su cabello, ella siempre se comportaba rebelde, con mucha energía física y con actitudes de niño travieso.

Sin embargo, en 1975, cuando los niños tenían nueve años, pese a que las señales eran claras, el doctor Money calificó su caso como un éxito, lo cual se desmoronaría cuando Brenda alcanzó la pubertad a los 13 años y las diferencias se hicieron más notorias.

Al mostrar sentimientos suicidas, los padres decidieron revelarle toda la verdad a Brenda y decirle que biológicamente nació como niño. La reacción no demoró en hacerse esperar y a las pocas semanas Brenda eligió volverse David y fue sometido a una cirugía reconstructiva.

David no pudo tener hijos, pero se sabe que eventualmente se casó y fue un buen padrastro. Quizá hubiera podido tener una mejor vida de no haberse enterado que él era el protagonista del caso John/Joan, al que erróneamente calificaban de exitoso.

Esta noticia le afectó a tal punto que sufrió una fuerte crisis de depresión, perdió su trabajo y se separó de su esposa. A esto se sumó la muerte de su hermano, en el 2002, a causa de una sobredosis. En el 2004, la policía encontró el cuerpo sin vida de David en su vivienda. Se había suicidado.

El caso de John/Joan es bastante raro, sin embargo cada vez son más los casos de trastornos de desarrollo sexual que se presentan en los niños. Afortunadamente hoy existen mayores y mejores medios para tratar estas situaciones y ayudarlos a vivir una vida feliz y sin complejos.

La experiencia de Bruce o David, es ahora un claro ejemplo de que la genética está por encima de la crianza y es la responsable de hacernos lo que somos. Además, está la importancia de las decisiones que toman los padres para con el futuro de los hijos y la necesidad de cuidarlos tanto física como psicológicamente.

Participa:
COMENTARIOS
0 comentarios      
2018 Grupo Generaccion . Todos los derechos reservados    |  
Desarrollo Web: Luis A. Canaza Alfaro    |    
Editor de fotografía: Cesar Augusto Revilla Chihuan