Banner Tuvivienda
Domingo 09 de agosto 2020   |   Contáctenos
REDES SOCIALES
Jueves 25 de abril 2013

Barcelona y Real Madrid a la espera tan solo de un milagro

Por: Pepe Pimentel
Barcelona y Real Madrid a la espera tan solo de un milagro
Foto: Difusión
Vota

Los resultados son inapelables. La diferencia es abismal. Siete tantos de diferencia a favor de los equipo germanos, nos señalan que la ruta a la final de la elitisima Liga de Campeones del Viejo Mundo se presenta despejada y ofrece sus mejores augurios a los equipos teutones que, marcando cada uno por su lado cuatro tantos en sus respectivos encuentros, apabullaron a las dos escuadras que constituyen la mejor expresión del fútbol ibérico: El Barcelona y el Real Madrid.

Cuando se pensaba que la noche del martes en Múnich sería recordada como la “Noche Triste” no solo del Barcelona, sino en gran manera también del fútbol español, al caer los catalanes por cuatro goles a cero frente al Bayern de Múnich, llegó inmediatamente después la del miércoles en Dortmund, una velada que dejó boquiabiertos no solo a germanos y españoles, sino al mundo entero amante del balompié, que vio como el equipo dirigido por el intratable José Mourinho mordía el polvo de la derrota al encajar cuatro tantos contra uno.

Será difícil, a no ser que algo que linde con lo milagroso suceda tanto en el Camp Nou como en el Santiago Bernabéu en los partidos de vuelta de estas semifinales que se han tornado en pesadillas luego de ser sueños para las huinchadas de ambos equipos, para que podamos ver a siquiera uno de las dos escuadras ibéricas disputando la final que se llevará a cabo en el legendario Estadio de Wembley en Londres, poco antes de las 20 horas, en la otoñal noche del 25 mayo que se anuncia espectacular, poco antes de las 20 horas.

Pues lo que se ha presenciado a través de las pantallas por doquier han sido, tanto en Múnich como en Dortmund, dos suertes de Panzer alemán que aplanaron con frialdad e infernal cadencia a dos escuadras que no entendían lo que les estaba sucediendo en los campos en los que correspondió jugar. Ni Lionel Messi liderando al hasta ahora considerado por muchos el mejor equipo del mundo, ni Cristiano Ronaldo, quien anuncia no con poca soberbia que la final de Wembley será entre equipos españoles, pudieron contrarrestar el ataque avasallador de las aplanadoras germanas.

No queda lugar para las dudas, esta penúltima semana del mes de abril de 2013 será recordada como una de las semanas de más pobre performance del fútbol español en muchos años. La que viene, esperemos todos los que amamos el juego pícaro, eficiente y de coherencia colectiva que ha caracterizado a las escuadras peninsulares, estás, haciendo de tripas corazón y olvidando que la resignación es una alternativa en los asuntos que conciernen al fútbol en sus momentos de trance, vendan cara, si más no se puede, su eliminación y nos hagan pensar que todavía hay un lugar para ellos en la cima de fútbol mundial.

Participa:
Valorar
Cargando...
COMENTARIOS
0 comentarios
2013 Grupo Generaccion . Todos los derechos reservados    |  
Desarrollo Web: filesluis_63@hotmail.com    |