Banner Tuvivienda
Domingo 27 de septiembre 2020   |   Contáctenos
PolíticaInternacionalesEntrevistasCulturalAstrología
REDES SOCIALES
Miércoles 24 de octubre 2018

Huracán Willa arrojó fuertes lluvias en México, en su camino hacia los Estados Unidos

Como una tormenta de categoría 3, con vientos de 120 mph.
Huracán Willa arrojó fuertes lluvias en México, en su camino hacia los Estados Unidos
Foto: usatoday.com

 

El huracán Willa perdió energía rápidamente durante la noche del martes 23 al miércoles 24 de octubre después de rugir en un tramo de pueblos de playa, pueblos de pescadores y granjas en la costa del Pacífico de México como una tormenta de categoría 3 con vientos de 193 Kmph.

Para las 2 a.m. EDT, el Centro Nacional de Huracanes había reducido la calificación de Willa a una tormenta tropical con vientos máximos sostenidos de 72 kmph. A las 5 a.m., Willa era una depresión tropical con vientos sostenidos superiores a 48 kmph.

El centro de huracanes dijo que Willa estaba a unos 121 kms al este-noreste de Durango, México, corriendo al noreste a 48 kmph. El centro predijo que la tormenta se disiparía por la tarde a medida que avanzaba hacia el interior sobre el centro-oeste y el norte de México.

Sin embargo, pronosticó "totales de lluvia adicionales de 5 a 10 centímetros con totales máximos posibles de 15,2 centímetros desde el este de Durango, el norte de Zacateca y el sur de Coahuila. "Esta lluvia causará inundaciones repentinas y deslaves que amenazan la vida", advirtió el centro.

La fuerte lluvia y los vientos del huracán Willa derribaron árboles en Nayarit, México, la noche del 24 de octubre de 2018.

Las evaluaciones del daño hecho por Willa en México fueron escasas durante la noche debido a la oscuridad y las malas comunicaciones, pero los funcionarios federales dijeron que el poder había sido eliminado en algunos lugares y hubo informes tempranos de estructuras endebles con techos de hojalata que sufrieron daños.

Antes de llegar a tierra firme cerca de la Isla del Bosque, Willa barrió una colonia penal en alta mar a unas 96 kilómetros en el Pacífico. Las autoridades se negaron a comentar sobre las precauciones que se tomaron en la prisión, citando preocupaciones de seguridad, pero dijeron que la seguridad de los internos era una prioridad.

Cuando Willa se acercó, la playa de Mazatlán casi desapareció, con olas golpeando el bulevar costero bajo nubes negras. Algunos surfistas disfrutaron de las grandes olas, mientras que las calles en tierra estaban casi desiertas.

Algunas familias se refugiaron en el centro de convenciones de Mazatlán, extendiendo mantas a lo largo de las paredes para esperar la tormenta.

Participa:
Valorar
Cargando...
COMENTARIOS
0 comentarios
2013 Grupo Generaccion . Todos los derechos reservados    |  
Desarrollo Web: filesluis_63@hotmail.com    |