Banner Tuvivienda
Viernes 15 de noviembre 2019   |   Contáctenos
REDES SOCIALES
Domingo 06 de mayo 2012

Un país necesitado de héroes

Por: Billy Crisanto Seminario.
Un país necesitado de héroes
Foto: Facebook

Eso de que hay momentos en que el individuo supera a la sociedad institucionalizada llamada Estado es una verdad antigua. Gonzales Prada fue el primero en poner los puntos sobre las íes al contrastar el coraje e integridad moral de Miguel Grau, frente a la mediocridad de los políticos que dirigieron la guerra del Pacífico. Guardando las respectivas distancias, estos son los casos de los efectivos de la Policía Nacional Luis Astuquillca y César Vilca (éste último trágicamente muerto). Ambos con heridas de bala lograron escapar de las huestes asesinas de Sendero Luminoso.

Siguiendo el pensamiento de Gonzales Prada, es entonces cuando el valor y voluntad de hierro de un hombre - en este caso de dos - debe tapar la pequeñez de muchos de sus "jefes" (comandantes, ministros y hasta del propio presidente). La sentencia es dura, pero necesaria si queremos sacar la mejor lección de los hechos. Las naciones que pierden las guerras deben cargar sobre los hombros de los héroes la indispensable misión de conservar su dignidad. Es entonces cuando el espíritu se acrecienta, y gracias a una rigurosa disciplina marca la diferencia entre la poquedad y la grandeza. Entre quien cómodamente imparte órdenes desde un escritorio, y quien (como César Vilca), que ante lo inevitable, entrega su vida. En el mismo sentido es extraordinario el coraje de Luis Astuquilca, quien camina más de dos semanas por el monte porque lo único que retumbaba en su cabeza y en su corazón era su indesmayable fe en vivir.

La odisea de los jóvenes policías evidencia sin duda alguna la excelente preparación de nuestros comandos de la policía y del ejército. Sin embargo, hay cosas importantes que deben esclarecerse para que la valerosa acción de estos policías adquiera un brillo institucional. Mencionaré sólo algunas ¿Los heridos fueron abandonados por sus compañeros por considerarlos muertos? ¿Qué directivas o estrategias diseñaron y aplicaron los altos mandos para rescatar a los policías perdidos en esta zona? Y lo que es más indignante ¿Cómo elevar la moral de nuestros combatientes si en medio de ese drama, se descubre la compra de chalecos sin blindaje, y raciones de alimentos en mal estado, entregadas precisamente a los efectivos que combaten en esa zona?

No obstante, frente a las acciones muchas veces deleznables de gobernantes y autoridades; frente a los escándalos por corrupción de funcionarios que pueblan los noticiarios. Insisto, frente a las actitudes que nos roban el anhelo de construir una patria moral y espiritualmente elevada, se levanta la figura de estos valerosos custodios del orden, quienes con su entrega nos recuerdan los niveles de grandeza a los que puede llegar el ser humano. Así mismo es extraordinariamente ejemplar la conducta del padre de César Vilca, señor Dionicio Vilca, quien nunca se dio por vencido en la búsqueda de su hijo.

Quizá estos son momentos donde los jóvenes requieren de modelos a seguir, héroes de nuestro tiempo de un temple de acero. Quizá exista una sobre idealización de los personajes por un ansia de paradigmas. Sin embargo, no permitamos que anti modelos, como el tal "Gringasho", ocupen las primeras planas, y lo más preocupante, se instalen en la mentalidad de muchos de nuestros jóvenes. Si necesitábamos de ejemplos de coraje y de lucha por sobrevivir, estos no se encuentran en quien asesina cobardemente, sino más bien en quien en su terca y valerosa apuesta por la vida nos recuerda que en el Perú aún nacen héroes.

(Fuente: Bajo la Lupa)

Participa:
Valorar
Cargando...
COMENTARIOS
0 comentarios
2013 Grupo Generaccion . Todos los derechos reservados    |  
Desarrollo Web: filesluis_63@hotmail.com    |