Banner Tuvivienda
Martes 26 de enero 2021   |   Contáctenos
REDES SOCIALES
Miércoles 21 de noviembre 2012

Si no serán caraduras

Por: Renán Gorriti Delgadillo
Si no serán caraduras
Foto: diario16.pe

Olvidemos por un instante las cifras de la guerra sucia que dejó al Perú con más de 50 mil muertos, toda gente pobre o ciudadanos comunes y corrientes de la sociedad. Su deudor, Abimael Guzmán Reinoso. Encarcelado éste, vino la matanza de La Cantuta, como reacción al fundamentalismo senderista. Revela a Fujimori como asesino de las familias ligadas al senderismo en Barrios Altos y además, como deudor de innumerables robos al patrimonio nacional. Ambos están presos pagando sus culpas sin haber levantado cargos y ambos también exigen su libertad mediante una amnistía, tras operar en tijera con violentas presiones por ambos flancos a un gobierno que no es derecha ni izquierda.

La idea es salir libres para poder participar en las elecciones del 2016. Desde ahora, imagínense, cuál será el hambre voraz por las arcas de la nación. Fujimori, se ha dicho, es sin Montesinos, como un carro sin motor. Y sus hijos, intransigentes y ofensivos, no saben a lo que se meten. Que trabajen, suden y se apiaden del dolor de los desposeídos por ellos. Este país de incas no necesita de sumisiones ni vasallos.

El proyecto fujimorista, fiel representante de la extrema derecha a falta de los obsoletos partidos tradicionales como los que viven del pasado y en el pasado que aún coletean en el Congreso, no irá más, así tenga toda la prensa a su favor. Y mucho menos, la otra asesina izquierda, la de Sendero Luminoso, que se disfraza, para filtrarse a la vida democrática.

Estos Movadef en Francia, Argentina, toda Europa, van engañando y mintiendo a personas de buena fe que se solidarizan con el dolor ajeno, pintan a nuestro país como antidemocrático y de asesino a Humala, quien no ha matado a nadie. Buscan presión internacional para desactivar las inversiones generando un aislamiento mundial. Es un atentado contra la vida económica causándonos daño cuando necesitamos más empleo y educación.

El Perú ha rechazado la guerra del terrorismo por ser una guerra de exterminio y porque ha dejado hondas taras en la psiquis colectiva de las nuevas generaciones de jóvenes urbanos y rurales. El tufo del odio de clases, el racismo puro que ha crecido como hierba mala, se siente en el espiral del viento colectivo. Y el espíritu de revancha no está exento de frustración porque muchas de las reivindicaciones de la población han quedado destruidas, olvidadas por estos dos movimientos pseudo populares y nadie puede resarcirnos.

Abimael Guzmán y Alberto Fujimori tienen una bandera en común. La libertad. Aquella que pisotearon en nombre de un mal entendido desarrollo con métodos inconfesables que no deben volver. No les procede el indulto ni se puede hablar de caridad humana cuando no la tuvieron al quitar tantos derechos y hasta gozan de buena salud. Sin mentiras, ni vivezas. No hemos electo a un presidente que camine oliendo a cadáveres. La mayoría de los peruanos no votó por la izquierda! por la derecha. Votó contra el terror y las dictaduras. No más robos ni asesinatos. Queremos paz, progreso, desarrollo.

Nota publicada en larazon.com.pe 

Participa:
Valorar
Cargando...
COMENTARIOS
0 comentarios
2013 Grupo Generaccion . Todos los derechos reservados    |  
Desarrollo Web: filesluis_63@hotmail.com    |