Banner Tuvivienda
Miércoles 22 de mayo 2024   |   Contáctenos
REDES SOCIALES
Domingo 02 de diciembre 2012

Cortinas y delirios

Por: Víctor Robles Sosa
Cortinas y delirios
Foto: Difusión

Esta semana la izquierda ha fabricado a todo vapor cortinas de humo para tapar sus propios escándalos. Casi nos hicieron olvidar que el jefe del INPE y la ministra de Justicia se han zurrado en la Constitución,  y que el jefe del Gabinete Ministerial los ha respaldado.

Lo más vergonzoso es que, tras lanzar sus “cortinas”, ha recurrido a su arma sucia predilecta: la manipulación estalinista de ciertos magistrados con pocos escrúpulos que se prestan para perseguir judicialmente a quienes aquella les señala.

Las víctimas de turno son el ex ministro aprista Aurelio Pastor y varios ex ministros de Salud fujimoristas, sobre quienes se han lanzado ciertos fiscales digitados por la izquierda.

A Pastor se la tienen jurada, es una venganza. Lo acusan de “tráfico de influencias” cuando él no es funcionario público y, por lo tanto, no está en posición de influir. Lo más ridículo es que su acusadora sostiene que el ex ministro aprista actúa en alianza con la humalista Nancy Obregón.

La izquierda toledista odia a Pastor porque en el 2009, siendo ministro de Justicia, denunció que el Decreto Legislativo 927, aprobado por Alejandro Toledo y sus aliados izquierdistas, permitió la excarcelación de numerosos terroristas mediante la concesión indebida de beneficios penales.

También impulsó la iniciativa que se plasmó en la Ley 29423, que derogó el DL927, y en los últimos años ha sido una de las voces más críticas del toledismo y sus aliados zurdos desde el Partido Aprista.

La otra cortina de humo es la reapertura del caso de las “esterilizaciones forzadas”, que fue archivado después de más de una década de investigaciones en las que a los imputados se les negó la presunción de inocencia. Se archivó porque no tenía ni pies ni cabeza.

El presidente del Poder Judicial acaba de alertar que la reapertura es ilegal porque a nadie se le puede investigar eternamente y porque no existe un mandato de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, sino una simple sugerencia de una funcionaria de ese organismo.

El intento ha abortado al parecer, pero si la manipulación persistiera, habría que exigir que se incluya entre los investigados a los directivos de las ONG de izquierda que en su momento promovieron aquel programa de control natal que hoy satanizan.

Nadie puede negar que hubo algunos operadores irresponsables que esterilizaron mujeres sin el consentimiento de las aquellas, pero sostener que esta práctica fue una política de estado masiva es absurdo y falaz. Esto se ha probado en las investigaciones realizadas.

Los hechos que comentamos son dos nuevos episodio de la instrumentalización política del sistema de administración judicial por la izquierda con fines políticos subalternos. Esta práctica nos indica que es urgente fortalecer la institucionalidad del Ministerio Público y del Poder Judicial para que dejen de ser utilizados como una suerte de “sicariato penal” de la izquierda toledista.

Hoy que estamos saliendo airosos en la lucha contra la pobreza y el subdesarrollo, también debemos limpiar los viejos lastres que arrastran nuestras instituciones de justicia para impidir que éstas sigan siendo manipuladas políticamente. Ya basta de tanta inmoralidad.

Participa:
Valorar
Cargando...
COMENTARIOS
0 comentarios
2018 Grupo Generaccion . Todos los derechos reservados    |  
Desarrollo Web: Luis A. Canaza Alfaro    |    
Editor de fotografía: Cesar Augusto Revilla Chihuan