Banner Tuvivienda
Jueves 30 de mayo 2024   |   Contáctenos
REDES SOCIALES
Sábado 20 de abril 2013

Las penas privativas de libertad deberán estar orientadas a la reeducación y la reinserción social

Por: Carlos Arias Echeandía
Las penas privativas de libertad deberán estar orientadas a la reeducación y la reinserción social
Foto: Difusión


Carlos Arias, autor de estas líneas


Considera el trabajo como un derecho y un deber del interno, esa es la base de lo que planteo en estas líneas. Cinco son las condiciones que hay que respetar:

1.- Debe tener un carácter formativo, creador o conservador de hábitos laborales, productivos o terapéuticos, con el fin de preparar a los internos para las condiciones normales del trabajo libre.

2.- Debe organizarse y planificarse atendiendo a las aptitudes y cualificación profesional, de manera que satisfaga las aspiraciones laborales de los recluidos en cuanto sean compatibles con la organización y seguridad del establecimiento.

3.- Debe ser facilitado por la administración.

4.-Gozar de la protección de ESSALUD en materia de Seguridad Social, y

5.- No estar supeditado al logro de intereses económicos por la administración.

Además, todo el trabajo productivo debe ser remunerado y desarrollarse en las condiciones de seguridad e higiene, pues la importancia del trabajo penitenciario para la reinserción social radica en el hecho que permite a los presos familiarizarse con el mundo laboral, adquirir una serie de hábitos que son necesarios para la vida en libertad y aprender técnicas y oficios que pueden facilitar la inserción laboral de las personas  presas y ex presas.

El trabajo penitenciario debe contener estructuras legales y sociales que le signifiquen al mundo penitenciario. Se trata por ende de un trabajo organizado al fin primordial de dar perfección y posibilidades positivas al proceso de reinserción social, que busque la afluencia beneficiosa de la actividad creadora humana en la construcción de la personalidad.

El objetivo de esta formación es mejorar las competencias laborales de los presos, así como las habilidades específicas necesarias para desarrollar algún oficio concreto.

Queremos que los presos también colaboren en el desarrollo de nuestro país, trabajando en nuestras fronteras en agricultura, artesanía, carpintería, electricidad, artes manuales, repujado de cuero, sombreros, zapatos, jardinería, viveros, picigranjas, tejidos, dibujos, por citar algunos campos de actividad.

En lo referente al sector agrario, el  instituto penitenciario debe desarrollar cursos de capacitación a fin de que el interno pueda dar calidad a su producto y ser más competitivo.

Por otro lado, con el fin de que los presos puedan poner en práctica lo aprendido en los cursos de formación, se les ofrece la posibilidad de trabajar en talleres productivos, en los cuales desarrollan las competencias necesarias para entrar en el mercado laboral.

Existen tres tipos de talleres según el ámbito de producción. En primer lugar, los talleres de producción propia. En cuyo caso, el Estado compra materias primas, fabrica el producto y, posteriormente, lo comercializa además de realizar servicios para satisfacer  las necesidades de la cárcel. En segundo lugar, los talleres de producción internos para empresas, es decir, situados en la misma cárcel. Por último, nos encontramos con los talleres de producción para empresas situados en  su propia fábrica. En estos dos casos, el producto se fabrica por encargo del cliente.

A través de estos talleres se debe pretender que los reclusos adquieran los hábitos laborales necesarios (adaptarse a la rutina diaria de horarios, descansos con tiempo limitado, etc.) y que aprendan a trabajar en equipo, es decir, buscan la adaptación de los reclusos a compañeros con características diferenciadas, el contacto con la jerarquía laboral, etc. Los talleres productivos también ofrecen una remuneración económica digna que tenga en cuenta la productividad del trabajador y el aprovechamiento útil del tiempo de trabajo asignado así como la adquisición de un conocimiento profesional continuado (uso de maquinaria y técnicas de trabajo actualizadas).

Participa:
Valorar
Cargando...
COMENTARIOS
0 comentarios
2018 Grupo Generaccion . Todos los derechos reservados    |  
Desarrollo Web: Luis A. Canaza Alfaro    |    
Editor de fotografía: Cesar Augusto Revilla Chihuan