Banner Tuvivienda
Jueves 08 de diciembre 2022   |   Contáctenos
REDES SOCIALES
Miércoles 21 de agosto 2013

Llamado a los Trabajadores de la Luz

Por: Luciana Cámpora
Llamado a los Trabajadores de la Luz
Foto: Difusión

Nuevas y muy poderosas energías están ingresando al planeta y, entre los claros que dejan mis propios procesos personales de limpieza, algo, una certeza, me llega con repentina urgencia. Es un llamado a hacer uso de nuestro Poder, es lo que hoy tengo para comunicarles.

La energía que está ingresando al planeta es energía extra que cualquier ser humano consciente puede aprovechar a su favor. De hecho, es lo que se espera que nosotros hagamos, como seres conscientes  y despiertos que heredarán un planeta de 5ta dimensión. El tiempo de vacilar y dudar se nos ha terminado. Es crucial que asumamos nuestra maestría y nuestro rol activo en el proceso de la ascensión colectiva. Hemos venido en este tiempo con años (o siglos) de preparación precisamente porque la humanidad necesita de nuestro aporte en este momento.

Y cuál es ese aporte, esa tarea tan importante?

Nuestra labor es convertirnos en canales conscientes de las energías entrantes, recepcionándolas y dirigiéndolas hacia propósitos definidos. Nuestro mayor trabajo en este momento es determinar lo que hace falta, lo que deseamos, lo que nos encantaría que fuera, para nosotros, para los demás y para el planeta. Las energías que llegan están ahí para que las utilicemos con consciencia, dándoles un cause concreto, o de lo contrario quedarán vagando en el campo magnético planetario, provocando sobrecargas que el planeta tendrá que liberar mediante algún evento geológico o climático.

Esto es lo que está en juego. Este es nuestro Poder. Tenemos la posibilidad de atravesar el cambio de frecuencia sin sufrimiento, en armonía, pero para esto se requiere que dejemos de regodearnos en los sentimientos de lástima hacia nosotros mismos y de una vez por todas ASUMAMOS NUESTRA MAESTRIA.

Estamos aquí con un Propósito, con un Servicio, y es el de ser los líderes, los Co-creadores, los guías y los fundadores de algo que aún no existe y que, sin nuestra interacción, puede que nunca llegue a existir. El futuro de la Tierra está literalmente, en nuestras manos. Se nos está otorgando de lleno el honor y la responsabilidad de crearlo. Por lo tanto, desempolvemos las tantas veces ensayadas técnicas de canalización de la energía, porque ahora más que nunca, nos serán necesarias. Ya hemos aprendido a alinear nuestra voluntad con la voluntad Divina, por lo tanto, no hay que temer el caer en un capricho egoico. Por otra parte, si eso sucede, las vibraciones elevadas se encargarán (como siempre) de enmendar cualquier error de manera que se convierta en un aprendizaje para nosotros (contribuyendo a completar nuestra depuración).

Se acabó el tiempo de “pedirle a Dios” que haga su voluntad y quedarnos sentados esperando que las cosas se resuelvan. Aunque nosotros no creamos estar listos, esta será nuestra prueba de fuego. Se nos está otorgando el grado de Maestros, Comandantes de la Nave Tierra y literalmente, se nos está entregando el timón para concretar la ascensión de la humanidad junto con la del planeta.

Por lo tanto, asumamos que tenemos el control y el gobierno sobre cada cosa que sucede en nuestras vidas y comencemos a CREAR DELIBERADAMENTE  lo nuevo. El paso fundamental para esto es salirnos de la mentalidad de 3ra dimensión, de las formas y las cosas tal como han sido hasta ahora, puesto que tenemos la posibilidad de comenzar de 0, con nuevas reglas y un futuro que todavía no está impreso y ni siquiera, bocetado.

Resumiendo: las nuevas energías planetarias llegan para ser utilizadas sin temor y sin culpa. Podemos por ejemplo, tomar esa energía y enviarla hacia aquel lugar o circunstancia que creamos necesaria equilibrar o sanar, como por ejemplo, las víctimas de la explosión en Rosario, el conflicto bélico en Medio Oriente, la matanza indiscriminada de animales para consumo humano, la situación de las poblaciones aborígenes, la purificación de las aguas o cualquier causa que nos movilice. También podemos aplicarla a resolver asuntos personales con lo que contaremos con un fuerte empujón hacia nuestra propia liberación y evolución. Recordemos que la actitud necesaria no es la de víctimas ni pobres desvalidos, no estamos pidiendo un favor sino DIRIGIENDO UN PROCESO CON AUTORIDAD  Y DERECHO, sabiendo que estamos llevando a cabo la que quizás sea la más importante función entre los seres encarnados en este tiempo.

Para algo hemos recibido tantas técnicas sobre el manejo de las energías, y para los que no, y no tienen idea de cómo hacerlo, la simple visualización ya es de por sí, lo suficientemente potente si la realizamos en un estado de calma interior y comunión con nosotros mismos. La imagen que me llega es la de recepcionar las energías desde la coronilla, expandirlas en nuestro corazón y de allí a brazos y manos, iluminando y bendiciendo con esas frecuencias cada cosa que hagamos.

Luciana Cámpora
www.lucianacampora.com
Libros y Escritos para el Desarrollo Personal y Espiritual

Participa:
Valorar
Cargando...
COMENTARIOS
0 comentarios
2018 Grupo Generaccion . Todos los derechos reservados    |  
Desarrollo Web: Luis A. Canaza Alfaro    |    
Editor de fotografía: Cesar Augusto Revilla Chihuan