Banner Tuvivienda
Lunes 16 de diciembre 2019   |   Contáctenos
REDES SOCIALES
Sábado 24 de mayo 2014

No al terrorismo en las universidades

Por: María del Pilar Tello
No al terrorismo en las universidades
Foto: Difusión

Nuestro país vivió dos dolorosas décadas de terrorismo y nadie quiere repetir la experiencia que tanto nos costó en vidas humanas, atraso y pérdidas materiales. La gran mayoría de estudiantes universitarios actuales conoce poco de lo que sucedió en la universidad en los años ochenta, cuando Sendero Luminoso y el MRTA la convirtieron en su reducto de guerra, pero no son tontos, afortunadamente viven una realidad, totalmente distinta, saben que nadie aceptaría que movimientos de fachada se enseñoreen en las aulas.

Los estudiantes desean asistir a universidades donde respiren libertad de ideas, donde puedan debatir y donde la divergencia de opiniones sea tolerada, aceptada y procesada. El ánimo de la comunidad académica está en las antípodas de la represión, la imposición y la violencia física. Los estudiantes tienen asimilado que de ninguna manera el terrorismo -ni abierto ni subterráneo- tendrá cabida en la Universidad, que una cosa es la discusión política teórica y académica y otra aceptar contrabandos ideológicos que nos conduzcan nuevamente al enfrentamiento inútil y fanatizado.

Desde mi larga experiencia de docente en dos universidades públicas, San Marcos y la Villarreal, puedo testimoniar que felizmente hoy las ideologías terroristas no tienen receptividad en las universidades. Ni siquiera en las Escuelas de Ciencia Política donde hay más conocimiento e inquietudes políticas. Movadef u otros movimientos subversivos son absolutamente rechazados por los alumnos que si bien pueden asumirse de izquierdas eso no los hace terroristas ni con simpatías violentistas.

Solo el diálogo abierto permitirá que se conozca a los jóvenes que quieren hacer política y se confíe en ellos. Tienen muchos deseos de participar y adecentar la política pero lamentablemente no tienen dónde. Ni en los partidos políticos ni en los medios de comunicación encuentran receptividad ni espacios. Sólo les dejamos las calles y de eso parece no haber conciencia. No dudamos que el Modavef, querrá reeditar tiempos pasados, pero no será en las universidades donde encontrarán las condiciones. Esto es así a pesar de que informes de inteligencia hagan crecer fantasmas que generan cacerías de brujas. Nuestros estudiantes hoy tienen la capacidad de discernir y descartan ideas y prácticas equivocadas que hicieron mucho daño al país.

Toca a los docentes universitarios hacer memoria de los tiempos nefastos del terrorismo que no deben regresar pero también defender los espacios para que los estudiantes puedan debatir. Toca a profesores y autoridades confiar en el discernimiento, la capacidad y el buen sentido de nuestros estudiantes. No podemos permitir que se sientan presionados ni por las autoridades ni por los movimientos que se consideran de fachada. Es el momento de defender su participación libre en espacios académicos propios en donde lidiarán – si han recibido la formación adecuada- para que se exhiban sólidamente convencidos de que la opción democrática y el Estado de Derecho son los paradigmas del mundo globalizado en que el Perú está insertado. Es nuestra responsabilidad. Para ello necesitamos universidades libres, con autonomía, sin imposiciones ni dirigismos. Una universidad controlada o bajo represión no es universidad.

Blogdemariadelpilartello.blogspot.com

Participa:
Valorar
Cargando...
COMENTARIOS
0 comentarios
2013 Grupo Generaccion . Todos los derechos reservados    |  
Desarrollo Web: filesluis_63@hotmail.com    |